Washington, 14 nov (INS).- El gobernador Ricardo Rosselló Nevares indicó hoy que se necesitarán 17 mil millones de dólares para reconstruir sistema eléctrico de Puerto Rico.

La información la dio a conocer durante una audiencia del Comité de Energía y Recursos Naturales del Senado.
Al respecto, el mandatario declaró que esos fondos deberían ser distribuidos durante varios años para levantar la red eléctrica, que quedó destruida tras el paso del huracán María por Puerto Rico, el pasado 20 de septiembre.

A su vez, y en torno al tema, aseguró que “no voy a aceptar es un trato desigual” con Puerto Rico ante los desembolsos de fondos por emergencias.

“El Congreso tiene que decidir cómo va a actuar sobre los diferentes desastres que han ocurrido, queremos un trato igualitario”, reafirmó el mandatario.

Asimismo, dijo que buscará que el sistema eléctrico de la Isla cuente con hasta un 25 por ciento de energía renovable.

En cuanto a Whitefish, Rosselló Nevares afirmó que tomó acción “inmediatamente” una vez se difundieron las denuncias sobre el cuestionado contrato a la empresa Whitefish, que se hizo cargo de la recontrucción de Puerto Rico tras el paso del huracán María tras un contrato por 300 millones de dólares.

Dijo que nombró incluso a un síndico para la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE), que debe velar por los contratos y adquisiciones de la corporación pública.

En la audiencia, Rosselló Nevares puso en manos del director ejecutivo de la AEE, Ricardo Ramos, la explicación de por qué el gobierno no optó por la Asociación Americana de Utilidades Eléctricas (APPA, siglas en inglés), para reconstrucción del sistema eléctrico de la Isla tras el paso del huracán María.

Cuestionado de por qué el gobietno no había optado por APPA, el mandatario dijo que luego del ciclón María no se podían conocer cabalmente los daños debido a la falta de comunicación con los alcaldes y a que el gobierno estaba priorizand salvar vidas.

Sobre los trabajos de reconstrucción del sistema eléctrico, reiteró la necesidad de promover la energía renovable, las microredes y las Alianzas Público Privadas (APP).

Antes, el gobernador indicó que habrá transparencia en relación a los trabajos de recontrucción de Puerto Rico.
Rosselló Nevares insistió ante los senadores de EEUU que el ciclón que afectó a Puerto Rico “no tiene paralelo” en la historia del país y que fue una “catástrofe total”.

Frenta a este escenario, adelantó que habrá transparencia en la recuperación de la Isla, después de que la portavoz demócrata en el Comité, María Cantwell, criticara la contratación de la empresa Whitefish por un máximo de 300 millones de dólares y consignara que ese contrato está siendo investigado por el FBI.

El gobernador dijo en su deposición que dentro de los planes del gobierno está la transformación del sistema eléctrico del país, que fue destruido por el huracán y que actualmente sólo está levantado en poco menos del 50 por ciento.

A su vez, recordó que la Isla necesita fondos por 94 mil millones de dólaresd y que Puerto Rico solicita un trato igualitario a la hora del desembolso de fondos para abordar la emergencia.

Se espera que tanto el gobernador como el director ejecutivo de la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE), Ricardo Ramos, comparezcan también a una audiencia de la Comisión de Recursos Naturales de la Cámara de Representantes, que se celebrará por la tarde.

En ambas audiencias se estima que se aborde el conflictivo contrato de la empresa Whitefish, los desembolsoso que ha hecho la administración Rosselló Nevares, así como los esfuerzos que desarrolla el gobierno de Puerto Rico para recuperar al país tras el paso del ciclón.

Las audiencias se dan luego de que la jueza Laura Taylor Swain, quien está a cargo del caso de quiebra bajo el título III de la Ley Promesa, no ratificara ayer a Noel Zamot como oficial de transformación de la Autoridad de Energía Eléctrica (AEE).

En una audiencia en Nueva York, la jueza no respaldó así la decisión de la Junta de Supervisión Fiscal (JSF) de nombrar a Zamot en el cargo y apoyó la posición del gobierno de Puerto Rico.

De haberlo confirmado en el cargo, podría haber gatillado la salida de Ramos, quien la semana pasada anticipó que si se ratificaba a Zamot en el puesto de síndico de la AEE iba a renunciar.

Además, el director ejecutivo de la AEE comparece al Congreso de EEUU después de haberse ausentado a una anterior citación, a la que no acudió debido a que tenía compromisos ineludibles de trabajo en Puerto Rico.