San Juan, 17 feb (INS).- El gobernador Ricardo Rosselló Nevares advirtió hoy de la posibilidad de “encubrimiento” por parte de la renunciada presidenta interina de la Universidad de Puerto Rico (UPR), Celeste Freytes, y criticó el hecho de que la académica haya “abandonado” su cargo.

“Abandono total de la Universidad de Puerto Rico y puede llegar hasta encubrimiento”, alertó el mandatario. 

La crisis se desató ya de forma total hoy, ya que a la renuncia de nueve rectores de la Universidad de Puerto Rico (UPR), tras le decisión de la presidenta interina de la institución de dejar el cargo tras fuertes roces con el gobierno, se suma ahora el paro estudiantil de varios campus alrededor de la isla.

Frente al escenario, Rosselló Nevares declaró que “en la universidad hay un sinnúmero de cosas que todavía no han salido a la luz como las Becas Presidenciales. ¿No le está curioso a usted que, en un mismo día, a apenas horas que van a hacer una propuesta, a días que se tiene que someter un plan fiscal, abandonan su deber ministerial? Esto es el acto de irresponsabilidad más grande y orquestado”.

Agregó, en una entrevista con WPAB 550, que “esta gente tuvieron la oportunidad, se les pidieron los datos en la transición, no los otorgaron, se les pidió desarrollar un plan fiscal, no lo asumieron y se fueron, abandonaron el barco de la universidad que tanto profesaban amar”.

El mandatario anticipó que “yo creo que la junta (de gobierno de la UPR) va a decidir presidente o presidenta. Yo fui catedrático auxiliar y profesor adjunto de la universidad y yo respeté la autonomía universitaria, la respeté, por eso no intervine y ellos abandonaron el barco. Vamos a tomar acción por el bien de Puerto Rico”.

Sobre las medidas económicas que deberá afrontar la UPR, insistió en que “tienen que haber recortes o aumentos en ingresos. Y ya yo he hablado de esto”.

Las expresiones del gobernador se dan cuando el recinto de Ponce ya está en Paro desde ayer, jueves, y hasta el 23 de febrero, mientras que el Recinto Universitario de Mayagüez (RUM) lo hará el 22 y 23 de este mes.

Mientras, Bayamón irá a paro el próximo martes y ese mismo día el recito de Cayey evaluará en una asamblea tomar la determinación.

En tanto, el principal recinto de a UPR, el de Río Piedras, efectuará una asamblea el 22 de febrero en la que se decidirá si se realiza un paro, en rechazo a los recortes que el gobierno planea implementar en la universidad.

Los paros se celebran en momentos en que nueve del total de 11 rectores de los recintos de la UPR presentaron anoche sus renuncias en solidaridad con la presidenta interina Freytes, quien declinó de manera irrevocable al cargo.

La determinación surge como rechazo a las políticas fiscales que pretende imponer la junta de control fiscal, que le daría a la UPR “un golpe que amenaza su viabilidad. No es sensato ni justo que, en estos momentos, se amenace su existencia. Repudiamos la insistencia de pagar la deuda pública a expensas de la universidad”, indicaron los rectores renunciantes.

De esta manera se unen a la presidenta interina los rectores y rectores interinos Noel Aymat Santana (Recinto de Ciencias Médicas), María de los Ángeles Castro Arroyo (Río Piedras), Margarita Fernández Zavala (Bayamón), John Fernández Van-Cleve (Mayagüez), Otilio González Cortés (Arecibo), Moisés Orengo Avilés (Carolina), Doris S. Torres Negrón (Ponce); Raquel G. Vargas Gómez (Utuado) y Nelson A. Vera Hernández (Aguadilla).

Freytes renunció en la noche de ayer luego de fuertes roces con el gobierno.

Además, la decisión la toma luego de que en una reunión con el secretario de la Gobernación, William Villafañe, el 26 de enero, el presidente de la junta de gobierno y la presidenta interina de la UPR le informaron sobre la necesidad de iniciar el proceso de búsqueda y consulta para la selección de un presidente en propiedad para la UPR.

Hace tres días, Freytes, desmintió al secretario de Asuntos Públicos, Ramón Rosario Cortés, sobre los requerimientos de información de La Fortaleza que la casa de estudios habría incumplido.

Según Freytes, el funcionario, “erróneamente” informó que la UPR incumplió con los requerimientos de información que le hizo en diciembre pasado el ya extinto Comité de Transición de la Administración Entrante. Agregó que Rosario Cortés también informó, “otra vez erróneamente”, que la institución educativa no ha provisto la información que se le ha requerido para la preparación del plan fiscal a ser presentado a la junta de supervisión fiscal para ajustar su presupuesto.

“El trabajo realizado y la actitud asumida por el liderato en la UPR en la atención de todos los requerimientos que ha hecho el gobierno, no corresponden de forma alguna con lo que, de forma irresponsable, errada y faltando a la verdad, fueron las expresiones vertidas por voz de este funcionario de la oficina del gobernador”, acotó entonces.

Freytes había criticado también la falta de comunicación entre La Fortaleza y otras agencias del gobierno.

La presidenta interina se había defendido y asegurado que la UPR respondió a todas las peticiones de la Autoridad de Asesoría Financiera y Agencia Fiscal (AAFAF), primero evaluando el contenido del Commonwealth of Puerto Rico Financial Information and Operating Data Report for December 2016, en lo que concernía a información relacionada a la UPR, y más recientemente, en el desarrollo de un borrador de plan fiscal para la institución.

Recordó también ese día que bajo su administración, el equipo de trabajo de la UPR y el personal de AAFAF, que dirige Gerardo José Portela Franco, han colaborado “en el mejor ánimo de examinar de forma responsable alternativas para atender los ajustes de 300 millones requeridos por la junta”.

Tras abrir la polémica, el secretario de Asuntos Públicos y Política Pública, Ramón Rosario Cortés, insistió en que Freytes no había divulgado la información requerida para poder trabajar en el plan fiscal y la exhortó “a que dedique sus esfuerzos a trabajar por la universidad en vez de mentirle al pueblo”.

Rosario Cortés contó en aquella oportunidad que hace casi tres semanas la Autoridad de Asesoría Financiera y Agencia Fiscal de Puerto Rico (Aafaf) había estado solicitando la información sobre los ajustes que tiene que hacer la UPR en sus finanzas y "consistentemente se han negado a entregar lo que se conoce como el 'working spreadsheet', que detalla específicamente las partidas que tendrán un impacto con el ajuste fiscal".

El funcionario sostuvo que "la realidad es que la presidenta interina de la UPR se rehúsa a cooperar con la administración para trabajar el plan fiscal de la universidad”.

---------------

San Juan, 17 feb (INS).- El secretario de Asuntos Públicos, Ramón Rosario, calificó hoy de “acto cobarde, negligente y atroz” la renuncia de la presidenta interina de la Universidad de Puerto Rico (UPR), Celeste Freytes, y de la mayoría de los rectores, a quienes acusó de “jugar” con la autonomía de la institución educatica, ya que la junta de control fiscal federal podría tomar las riendas de la casa de estudios.

En una conferencia de prensa en La Fortaleza, Rosario tuvo fuertes palabras para “esa que abandonó sus responsabilidades”, en referencia a Freytes.

El funcionario dijo que tres años después de que la junta de gobierno de la UPR pidiera un plan fiscal, la institución “no lo tiene”. 

Según el secretario, la petición “viene de recortes de prepuesto de 2014 y que la propia junta de la universidad encomendó para que la UPR pudiera ajustarse a nueva realidad fiscal”.

A su vez, recordó que en el proceso de transición de la administración entrante, “esa que abandona la UPR dijo que no tenía  unplan escrito, que habían discutido ideas, pero que no las podía decir”.

Agregó que “en la transición se le solicitaron comunicaciones con agencias acreditadoras, pero nunca se entregaron”.

“A esa que abandonó sus responsabilidades hace tres semanas se le vienen pidiendo detalles del plan fiscal y ayer entregaron información incompleta sin detalles de las partidas”, indicó.

Asimismo, Rosario sostuvo que “se puso a disposición de ella y su equipo personal para ayudarla a crear un plan fiscal y así evitar que la junta de control fiscal federal tome las riendas de la UPR”.

El secretario acusó a Freytes de elaborar un “complot” llamando a rectores “para que renunciaran a sus cargos, lo que provocará que junta tome contro de la universidad del Estado”.

“Este grupo de funcionarios está al servicio de un partido, no de la universidad. Es un acto cobarde, negligente y atroz, están jugando con autonomía de la UPR”, acotó.

Denunció que “esa persona que abandona a la universidad (de nuevo, en referencia a Freytes), se va encubriendo la ilegalidad de las becas presidenciales. Seguimos dispuestos a ayudar a la UPR. Los profesores y estudiantes se sienten defraudados con esos que hoy le dan la espalda”.