La onda tropical que se desplazó sobre el área local dejó periodos de lluvia fuerte con tronadas y ráfagas. Cielos mayormente nublados se extendieron durante el día, pero la actividad de lluvia se disipaba al finalizar la tarde. La acumulación de lluvia rondó entre 1 y 2 pulgadas.

Para esta noche persiste la humedad, que hay detrás de la onda tropical, y continuará produciendo aguaceros intermitentes.  La vigilancia de inundaciones repentinas sigue vigente hasta las 6:00 a.m.

Una masa de aire seco se espera que se mueva sobre la región mañana domingo. Esto reducirá el desarrollo de aguaceros por los próximos días. A la vez entrará polvo del Sahara por lo que se anticipant condiciones brumosas para el inicio de la semana laboral.