San Juan, 17 feb (INS).- El rector del recinto de Cayey de la Universidad de Puerto Rico (UPR), Mario Medina Cabán, afrmó hoy que seguirá en el cargo “mientras cuente con la confianza de la comunidad universitaria”. 

A su vez, Medina Cabán dijo “entender y respetar” la renuncia de la presidenta interina de la UPR, Celeste Freytes, y de gran parte de los rectores del sistema a sus respectivos puestos en la institución educativa.

“Asumiendo mi deber académico, es imperativo para el mejor interés de nuestra institución mantener su estabilidad durante su actual proceso de acreditación”, indicó en declaraciones escritas.

Agrega que “tanto el sector estudiantil, docente y empleados no docentes de nuestra comunidad universitaria han mostrado su preocupación ante los acontecimientos recientes y una actitud solidaria con este proyecto de transformación social que es la Universidad de Puerto Rico”. 

Asimismo, se mostró confiado en que la situación económica del país y el problema fiscal del gobierno “sean los detonantes para que una vez más podamos situar todas nuestras capacidades como universitarios en este proyecto colectivo”.

Informó que durante el día de ayer se celebró una reunión extraordinaria con el claustro y Senado Académico, donde se dio una apertura para discutir la exigencia de que la UPR tiene que ajustar 300 millones de su presupuesto. 

“En ambas reuniones se concluyó que un recorte de esa índole irremediablemente afectará los servicios educativos de excelencia que la universidad del país ofrece”, acotó.