El 14 de noviembre es el Día Mundial de la Diabetes. En Puerto Rico se estima que más de medio millón de personas padecen de esta condición. El mayor problema es que muchos lo desconocen.

La diabetes es una enfermedad en donde los niveles de glucosa en sangre están muy altos y esto, a su vez, no permite que se produzca la hormona de insulina de manera normal. Esta insuficiencia ocasiona su acumulación en la sangre y puede traer serias complicaciones a su salud como ataques al corazón, derrames cerebrales, fallo renal, ceguera y hasta puede llevar a amputaciones.

Los cuidados recomendados para pacientes de diabetes son revisar los niveles de glucosa en sangre, alimentarse bien, hacer ejercicios y llevar un tratamiento oral o inyectable para evitar los riesgos.