Los dos hombres que fueron asesinados este pasado 24 de mayo en el sector Naranjo del barrio Tijeras, en Juana Díaz, habían sido secuestrados en otro pueblo y trasladados al lugar por unos sicarios.

Ángel Martínez Acevedo, de 22 años de edad, y Héctor Matos Rivera, de 40, estaban en Guaynabo cuando los responsables de matarlos los secuestraron, según reseñó El Vocero.

El incidente continúa bajo investigación, pero la Policía informó que los responsables llevaron a las víctimas hasta la carretera PR-551 y los mataron. Para que no los capturaran, los sicarios abandonaron el vehículo involucrado en el incidente en el barrio Jauca, en Santa Isabel, y lo quemaron.

Martínez Acevedo tenía expediente criminal por posesión de un arma blanca, mientras que Matos Rivera fue acusado por violaciones a la ley de sustancias controladas.

OTRAS NOTICIAS:

Empleada de tienda enfrenta a mujer e impide robo de ropa